semillas de yoga #17 – Asienta tu poder

El nombre en sanskrito de la postura de la silla es utkatasana, que quiere decir postura poderosa o fiera. No tiene un aspecto particularmente emocionante… pero no hay duda de que supone trabajar duro y ¡así es como despierta nuestro poder! Considero esta postura como una de las más funcionales que hay porque nos aporta beneficios en nuestro caminar, estar de pie y sentarnos cotidianos, ¡así que la incluyo en cada ronda de saludo al sol!

Desde la postura de la montaña (tadasana) flexiona las rodillas y las caderas como si te fueras a sentar, inclinando el tronco hacia delante lo justo para equilibrar el peso de la pelvis que se desplaza hacia atrás. Presiona los pies hacia abajo a través de la almohadilla del dedo gordo, del dedo pequeñito y del talón. Desliza los isquiones hacia atrás para descargar presión de las rodillas y los tobillos. No queremos que la panza se vuelque hacia delante y la parte baja de la espalda entre en extensión, así que activa el suelo pélvico (mula bandha), acerca las puntas de las caderas de la parte de delante de la pelvis entre ellas y los lados de la cintura entre ellos (uddiyana bandha). Utiliza esta acción de los músculos troncales para alargarte entre las costillas y las caderas. Independientemente de la variación de brazos que utilices, deja que las escápulas se besen a la espalda para que el pecho se abra a la respiración.

Una recarga rápida de batería para hacer en cualquier sitio y activar el chakra manipura, que tiene que ver con la digestión y nuestra capacidad de convertir energía en acción: desde la postura de la montaña (tadasana) exhala activamente utilizando los músculos troncales para entrar en utkatasana. Haz una respiración ahí y con la espiración recoge el centro, preparándote para presionar los pies hacia abajo aun más mientras inspiras volviendo a tadasana. Repite varias veces. ¡Me encanta hacer esto cuando necesito sentir los pies en la tierra y mi energía dispuesta para actuar!

Gracias a todEs mis alumnEs de Yoga Hub Berlin que me inspiran con su práctica.

Visita el índice de Semillas de Yoga para ir directamente a lo que te interesa.

yoga seeds #17- The seat of power

The sanskrit name for chair pose is utkatasana, which means powerful or fierce pose. It’s not a particularly exciting-looking pose… but it definitely is hard work and that’s how it awakens our power! I consider it to be one of the most functional poses, because it brings us benefits in everyday walking, standing and sitting, so I include it in every single sun salutation round!

From mountain pose (tadasana) flex the knees and the hips as if you were going to sit down, leaning forward with your trunk just enough to counterbalance the weight of your pelvis going back. Press the feet down through the base of the big toe, little toe and the heel. Slide the sitbones back to take pressure away from knees and ankles. We don’t want to let the belly pour forwards and the lower back to come into a backbend, so engage your pelvic floor (mula bandha), pull the hip points at the front of the pelvis towards each other and the sides of the waste towards each other (uddiyana bandha). Use this core action to also lengthen between ribcage and hips. Regardless of the arm variation you use, kiss the shoulderblades together at the back to open the chest to the breath.

A quick anywhere-will-do power recharge to activate manipura chakra, which is connected to digestion and our capacity to turn energy into action: from tadasana exhale actively engaging your core strength into utkatasana. Take a breath there, using the final exhalation to gather in the core ready to press down the feet even more as you inhale to come back into tadasana. Repeat several times. I absolutely love this when I need to feel my feet on the earth and my energy ready for action!

Thanks to all my students at Yoga Hub Berlin, who inspire me with their practice.

Visit the Yoga Seeds index to go straight to what you’re looking for.